Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y recopilar información estadística sobre tu navegación. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información consultando nuestra política de cookies. Aceptar

La mejor orientación para tu vivienda

La mejor orientación para tu vivienda

A la hora de comprar una vivienda tenemos en cuenta aspectos tales como la zona donde está ubicada, su tamaño, los servicios que encontramos en el barrio o si dispone o no de ascensor, entre otros muchos. Sin embargo, algunos compradores pasan por alto una cuestión tan importante como es la propia orientación del inmueble. Te contamos qué debes saber sobre la mejor orientación para tu vivienda antes de comprar tu casa ideal.

Las cifras para el presente año son optimistas. Según previsiones, la vivienda subirá hasta un 5% en 2017 y se venderán casi medio millón de casas. Una recuperación del sector que ha animado cada vez a más potenciales compradores a buscar la casa de sus sueños. Y a la hora de encontrarla, muchas variables a tener en cuenta cómo la zona, el número de habitaciones, la distribución o los años de antigüedad, entre otros. Pero hay uno esencial, sobre todo en lo que ahorro de energía se refiere, que muchas veces se pasa y es la orientación de la vivienda.

 

¿QUÉ TENER EN CUENTA EN LA ORIENTACIÓN DE UNA VIVIENDA?

La entrada de luz es muy importante y es algo clave a la hora de tener una casa o un piso más o menos frío, o más o menos caluroso. También que tenga edificios al lado o enfrente e incluso su orientación respecto al mar puede determinar su venta.

Orientación Norte

Si vas a comprar una vivienda debes saber que en la orientación norte, el sol no incide de una forma directa por lo que tendrás menos calor que si te compras un piso con orientación sur. La radiación solar será mucho menor, tantos en las horas más calurosas del año así como a primera o última hora del día en verano. Eso sí, el gasto en calefacción es más caro en las viviendas con orientación norte, tenlo en cuenta. Ventanas de calidad y un buen aislamiento es la mejor solución para el ahorro de energía.

Orientación Sur

Si lo que quieres es un piso con luz sin duda debes comprar uno con orientación sur. Son los pisos más calurosos durante buena parte del año. En verano entre las 12H y las 17H necesitarás tener el aire acondicionado encendido, sobre todo si te sitúas en el sur y en el este peninsular. Si vives en una provincia fría, los pisos con orientación sur son los más aconsejables. Como recomendaciones, conseguirás proteger la casa del calor y ahorrar en energía colocando toldos en las ventanas.

Orientación Este

En este sentido el coste energético es mínimo y permite ahorrar una destacada partida económica en invierno en cuanto a calefacción. En este tipo de pisos, el sol suele ser más predominante durante la mañana y se libera durante la tarde-noche. Una recomendación en estas viviendas es la protección matinal con cortinas y estores.

Orientación Oeste

Si quieres saber si el piso que te interesa tiene orientación oeste, fíjate si en los dormitorios incide desde el mediodía hasta el atardecer el calor sofocante. Es sinónimo también de inviernos más cálidos y veranos no tan calurosos.

En definitiva, la orientación es un tema que muchas veces no se le da importancia a la hora de comprar una vivienda, pero será la responsable de que gastemos más o menos en luz y calefacción durante el periodo que vivamos en esa casa.